Las B.S.O. de los '70: Introducción


Iniciamos en Cinempatía un especial dedicado a las mejores bandas sonoras de la década de los 70. Un recorrido que será extenso y se alargará durante varias entregas hasta reseñar más de cincuenta B.S.O. de unos años que hicieron época, dejando huella en multitud de aficionados, al cine o la música originalmente compuesta para este medio.

Un viaje que irá siendo desgranando entre Alex Herrera, del blog Puedo saltar charcos, y colaborador habitual de Cinempatía, sobre todo con sus estupendos dossieres y recopilaciones de cine. Alex, cinéfilo con alma de poeta (como me gusta definirle) y con quien esta colaboración, virtual, será todo un placer.

El especial constará de una selección de 5 bandas sonoras por entrega. Algunas de ellas... ¡demasiado conocidas!, otras... joyas a (re)descubrir). Todas ellas imprescindibles.


 Una breve introducción

Que recuerde, y teniendo en cuenta el concepto más popular, tres fueron las características más emblemáticas del sonido de las bandas sonoras en los 70. En primer lugar, la música claramente influenciada por la época, sobre todo funky y disco, desde el exitazo que supuso, cinematográfica y discográficamente, ‘Fiebre del sábado noche’ con las canciones de los Bee Gees y que marcaron a toda una generación a ‘Shaft’ (1970).







La segunda: la música más romántica y sensual, también edulcorada y fuertemente empalagosa. Entre sus máximos exponentes ‘Love Story’, ‘Verano del 42’, ‘Emmanuelle’ o ‘Bilitis’, que marcaron buena parte de la música ambiental e instrumental superventas registrada en los antiguos cassettes en versiones interpretadas por algunas de las aspirantes a famosillas orquestas del momento. Las viejas cintas de cassette y que tan fácilmente podían adquirirse tanto en tiendas especializadas como en gasolineras.







Y en tercer lugar: ¡cómo no!: John Williams. ‘El coloso en llamas’, ‘Tiburón’, ‘Encuentros en la Tercera Fase’, ‘Superman’ o ‘Star Wars’, por citar sólo las más celebérrimas, y que marcaron a varias generaciones de cinéfilos. De hecho, en lo que a mí se refiere, la B.S.O. durante un tiempo, la de mi infancia tenía sólo un único nombre: ¡John Williams!







Naturalmente, no tardaría en descubrir otros, y Jerry Goldsmith era el otro rey de las bandas sonoras instrumentales cinematográficas. Un gustazo igualmente fue descubrir a veteranos maestros como Bernard Herrmann, Miklós Rózsa o Nino Rota que aún estaban en forma para dar sus últimos coletazos, es decir, obsequiarnos con sus últimas obras maestras.

Ellos, su estilo y sus composiciones, dieron forma y fondo a la banda sonora de los 70. Así que ya saben lo que van a encontrarse a lo largo de estos especiales. Pero es que además… hay más, mucho más.









Comentarios

  1. Muy buena idea!!! espero con ansias el resto del especial!

    ResponderEliminar
  2. Pues, Jon, ir recordando muchos de estos clásicos de la banda sonora es que le hacen poner a uno la piel de gallina !!!!!

    ResponderEliminar
  3. Las bandas sonoras necesitan un espacio escrito que las rescate de nuestra memoria cinéfila. La idea es genial y los resultados inmejorables.

    ResponderEliminar
  4. Y lo difícil que ha sido, Alex, seleccionar entre tantas buenas composiciones que se hicieron en los 70 ;)

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

"LOS COMENTARIOS ESTÁN SUJETOS A MODERACIÓN. POR FAVOR, EVITA EN CUALQUIER CASO LOS INSULTOS, COMENTARIOS FUERA DE TONO O CONTEXTO, OFENSIVOS, PROVOCADORES Y MERAMENTE PROMOCIONALES O SPAM. RESPETA LA OPINIÓN DEL AUTOR DEL ARTÍCULO O LA CRÍTICA, ASÍ COMO LOS COMENTARIOS DE LOS DEMÁS". CUALQUIER COMENTARIO CONSIDERADO COMO UN TROLL TAMBIÉN SERÁ BORRADO INMEDIATAMENTE.

POR LO DEMÁS, ¡ADELANTE! NOS ENCANTARÁ SABER TU OPINIÓN.

Entradas populares